martes, 10 de abril de 2012

no soy un pollito no soy un animal así
amo la materialidad de mi casa
cada cosa de su materialidad
y soy feliz en este mínimo lapso del universo
y el quiosco de enfrente de mi casa es el mejor quiosco del mundo
y la foto que me acaba de mandar mi mamá por mail de ella sentada en un bar de zurich
diciendo que está feliz es la mejor foto del mundo
mamá yo solo quiero que seas feliz
y mis lágrimas son las mejores lágrimas del mundo

2 comentarios:

Joseph Alexander (pseudonimo) dijo...

me gusto muchisimo su poema...seguire su blog

José A. García dijo...

Las propias lágrimas siempre son las mejores.

Saludos

J.